Yo mismo

Conoce un poco más acerca de mi...

Soy de Valladolid y tengo más de cuarenta años.


¿Cómo llegué a ser procurador a tiempo completo?


Por mi hijo mayor.


Pero antes de eso…


Creo que es mejor ser honesto.

Esta web es para ofrecerte mis servicios como procurador, es lógico, vivo de ello y si no lo ofrezco, nadie contratará mis servicios y no podré ganar dinero.


Y todos queremos ganar dinero.


El dinero es libertad.


Estamos de acuerdo, ¿verdad?


Lo estamos.

Entonces te cuento lo que puedo hacer para ayudarte:


  Te notifico lo que me notifique el juzgado y te aviso si hay algún plazo en el que tengamos que poner atención.


  Te aviso de los juicios a los haya que ir.


  Presento los escritos que me mandes y, si me lo permites ya que eres tú quien dirige el asunto, redactaré los escritos que hagan que el asunto no se detenga.


  Me pasaré por el juzgado las veces que haga falta para resolver dudas.


  Y hasta que los coches conduzcan solos (dale unos 10 años), haré de aparcacoches para que no llegues tarde al juicio si te ha surgido algún imprevisto (y no es broma, más de una vez lo he hecho).

Esto es lo que hago.


Bueno, lo típico de un procurador, pensarás.


Cierto y hago muchas cosas más pero si las pusiera aquí.


 Esto no sería una página web sino las instrucciones de un acelerador de partículas.


 Yo no conseguiría mi objetivo de que te enteraras de lo que hago.


Y tú acabarías más aburrido que en una ponencia de la Real Academia de la Lengua (no te culpo, a mi me pasaría igual).


Bien.


Volvamos a lo de mi hijo (tengo otro más pequeño)


Cuando nació yo trabajaba en la empresa familiar, tenía “cierta” flexibilidad, pero básicamente tenía el horario de cualquier trabajador.


Desde que nació, mi hijo ha necesitado a personas que le ayudaran (logopedas, pedagogas, un padre para llevarle de un sitio a otro -ahí entro yo-).


Con lo cual apareció el problema: los horarios.


Por entonces, año 2008, yo ya me había colegiado como procurador, pero apenas le dedicaba tiempo, era como Patrick Swayze en Ghost, estaba ahí pero nadie me veía.


La situación era cada vez más difícil, tenía dos trabajos y no estaba en ninguno.


 Necesitaba organizar mi tiempo como yo quisiera para ocuparme de mi hijo y no podía.


Un día dije, se acabó.


Y aposté todo al negro (por lo de las togas).


Dejé la empresa familiar y empecé de cero.


Cuando tienes ya una familia, resetear es duro, pero me venía genial para ocuparme de mi hijo.


Letrado, dos minutos para conclusiones (que diría su señoría).


Pues eso, que termino.


Como diría gomaespuma, soy una “persona humana” de gustos sencillos.


  Soy tímido, aunque menos que a los 20. Las chicas me parecían seres de otra galaxia. Por ello, doy fe de que hay vida inteligente más allá de este planeta.


  Me gusta pasar una tarde lluviosa en casa con mi familia viendo una película y comiendo pizza. 


Soy así de original. 


Soy así de casero, como mi apellido.


  Me encantan las tormentas, la naturaleza en toda su fuerza.


  No me gustan los días de invierno soleados, el sol me molesta a la vista.


  Soy de los que opino que el frío se combate mejor que el calor, lo de los 40 grados a la sombra para los lagartos.


  Me gusta respirar oxígeno.


         Vaya cosa, dirás. 


         Pues sí, pero en las ciudades, a veces se mezcla con ciertos gases que salen de               ciertos tubos y no es muy agradable.  


  Me gustan los coches. 


La humanidad inventó la rueda para poder inventar el coche. 


Pero sólo los eléctricos, ya sabes, esos que permiten respirar en las ciudades O2.


  Me gustan los clásicos, Springsteen, Pink Floyd, U2 (su canción Angel of Harlem, de lo mejor que ha hecho la humanidad).


    Mis hijos insisten en que les ponga los 40 cuando vamos en el coche.

    Ya madurareis les digo. 

   

    Bien, esta es mi biografía, autorizada por mi mismo. 


        Si después de leer este ladrillo, te sigue interesando hablar conmigo para que                colaboremos, dale al botón de abajo y te llamaré o te escribiré, lo que más rabia            te dé.

Pídeme toda la información que necesites, estoy aqui para ayudarte.

Autorizo a contactarme por email o por cualquier medio con fines comerciales
Jorge Aparicio Casero Procurador logo

Cuándo trabajo

lunes - viernes 09:00 - 14:00 17:00 - 21:00

Dónde trabajo

Dirección 1: C/ Turquesa 24, 47012 Valladolid

Dirección 2: C/ Colombia, 64 - 6º A, 28016 Madrid

© 2020 JORGE APARICIO CASERO Todos los derechos reservados
Producido por BeeDigital